Selección Mexicana vs Estados Unidos, más allá de futbol, cuestión de orgullo
Ligas

Selección Mexicana vs Estados Unidos, más allá de futbol, cuestión de orgullo

Hoy se juega un ‘amistoso’ más de esta clásica batalla de la Concacaf, donde ambas escuadras tienen prohibida la derrota

Por: Enrique Pacheco

La Selección Mexicana y el combinado de los  Estados Unidos se verán las caras la noche de este viernes en el Metlife Stadium de Nueva Jersey en la reedición de la última final de la Copa Oro de la Concacaf, máxima competencia de la confederación, la cual se llevó la escuadra azteca, dejando un herida que hoy querrán aliviar los norteamericanos.

El partido de esta noche será menos importante que esa final de Copa Oro, de eso no cabe la menor duda, aunque algunos jugadores norteamericanos hayan declarado públicamente que lo tomarán como una especie de revancha, aceptando cabalmente que ven difícil la posibilidad de enfrentar en México en las mismas instancias en un futuro.

Leer también: México vs Estados Unidos: Hora y dónde ver el partido de la Selección Mexicana

México llega con la etiqueta de ‘invicto’ en la era de Gerardo Martino, con quien han firmado 9 triunfos en 10 partidos, pues sólo los ticos lograron empatar a México en la pasada Copa Oro, cuando México tuvo que ir hasta los penaltis para eliminar a los centroamericanos.

El partido tiene tintes de todo menos de amistoso, pues ambos equipos se han dedicado a provocarse heridas deportivas en las últimas tres décadas, donde los mexicanos comenzaron dominando a placer a los ‘gabachos’, aunque a inicios del nuevo milenio, los norteamericanos abofetearon todas las estadísticas, logrando nivelar un poco la balanza.

El odio deportivo es real, los vecinos del norte nos propinaron una de las derrotas más duras en la historia de nuestro futbol, pues, aunque no se trató de una goleada épica, el 2-0 con el que vencieron a los mexicanos en el Mundial de Corea y Japón en 2002 es una herida que siempre estará abierta.

Aquella ocasión México se presentaba ante un conocido rival en los octavos de final de la Copa del Mundo, la mayoría de la afición azteca ya se saboreaba con el pase a los cuartos de final, pues,total, solo eran los “gringos”’ a quienes debían superar, qué cosa podría salir mal, pensaban todos.

La historia ya es por todos conocida, desde entonces, Estados Unidos no dejó de crecer en la zona, logrando ponerse al tú por tú con el TRI, incluso, siendo un rival casi invencible en su propio terreno.

En los últimos años, el resultado de cada partido entre estos ‘colosos’ de la Concacaf se vuelve totalmente impredecible, y el día de hoy no es la excepción, pues, a pesar de que México sale como favorito, a los norteamericanos jamás se les puede dar por vencidos, mucho menos, antes de comenzar el juego.

El partido quedará en la estadística como uno de tantos, pero el sentimiento después de conocer el resultado durará por un buen tiempo, al menos hasta que el paso de los mismos partidos vayan escribiendo nuevas páginas en el libro de Gerardo Martino.

La derrota no está permitida está noche, pues, más allá de que en los números no significan mucho, en cuestión del orgullo quedaría tocado.

La fiesta está garantizada en Nueva Jersey, de eso no hay duda, pues como en cada partido en territorio norteamericano, la afición azteca será la encargada de poner el sabor y el buen ambiente en una grada que, cada partido, presenta un aumento de fanaticada estadounidense.

Te puede interesar